¿Quién puede ser sacerdote?

1. Ser una persona equilibrada, amante de la verdad y de hacer el bien a los demás.

 

2. Capacidad para estudios universitarios.

 

3. Amar a Jesucristo, su Evangelio y su Iglesia.

 

4. Estar dispuesto a buscar la voluntad de Dios y cumplirla.

 

5. Prepararse durante unos años en el seminario, adquiriendo una base suficiente de formación humana, teológica, espiritual, pastoral y comunitaria.

Algunas cosas más...

* Los estudios son importantes, pero no lo es todo. El tiempo de seminario es como la experiencia de los apóstoles con Jesús: hay que ir creciendo en madurez humana, en hondura de fe. Para eso en el seminario hay un plan de formación y unos sacerdotes que acompañan, orientan y animan.

 

* En los últimos cursos se reciben los ministerios de Lector y de Acólito, para ejercitar los servicios que uno va aprendiendo.

 

* Normalmente, al acabar los estudios se recibe el Sacramento del Orden en el grado de Diaconado, que permite ejercer muchas funciones en la Iglesia. Es cuando se adquiere el compromiso público de guardar el celibato.

 

* Durante un año aproximadamente se ejerce el Diaconado a la vez que se continúa con la formación.

 

* Al final de este proceso formativo se recibe se da la Ordenación sacerdotal de manos del obispo y se encomienda una responsabilidad pastoral. Pero la formación no acaba; ha de ser permanente. El sacerdote ha de estar en constante renovación para ser un fiel servidor del Evangelio y continuador de Jesús, Buen Pastor, en el mundo de hoy.

seminariomayorvlc@gmail.com

Av. del Seminario s/n

46113 Moncada (Valencia)

España